Nueva tecnología cuántica para cargar coches eléctricos en segundos

0
90

Reducir drásticamente el tiempo de espera durante la carga de los coches eléctricos es vital para permitir que este tipo de vehículos se convierta en la respuesta definitiva. Y tecnologías como la carga cuántica van camino de hacerlo posible.

Tarde o temprano, las energías renovables tienen que convertirse en la base de la demanda energética mundial, ya que los combustibles fósiles tienen los días contados.

Pero la tecnología asociada es aún incipiente y esto provoca que aún queden muchos asuntos por resolver antes de dar por finalizada la transición. Si hablamos de coches eléctricos nos enfrentamos a una situación similar, pero afortunadamente el margen de evolución es enorme.

Reducir drásticamente el tiempo de espera durante la carga de los coches eléctricos es vital para permitir que este tipo de vehículos se convierta en la respuesta definitiva. Y tecnologías como la carga cuántica van camino de hacerlo posible.

Además, los investigadores afirman que este tipo de tecnología puede utilizarse para muchas otras aplicaciones, como pueden ser los teléfonos móviles y otros aparatos electrónicos de consumo, pero también en centrales con tecnología de fusión nuclear que demandan grandes cantidades de energía de manera instantánea.

Eso sí, el equipo de investigación cree que el primer prototipo estará listo en un plazo aproximado de entre tres y cinco años y para dispositivos pequeño, por lo que su aplicación en coches eléctricos queda aún muy lejos de ser una realidad.

Qué es la mecánica cuántica

Entendemos la mecánica cuántica como la rama de la física que estudia la naturaleza a escalas espaciales pequeñas, así como los sistemas atómicos y subatómicos y sus interacciones con la radiación electromagnética y otras fuerzas, en términos de cantidades observables.

Esta ciencia se basa en la afirmación de que todas las formas de energía se liberan en unidades llamadas cuantos, que tienen la capacidad de pertenecer a un grupo específico de bosones. Actualmente, las aplicaciones prácticas de la mecánica cuántica son escasas y en su mayor parte está formada por cálculos probabilísticos o estadísticos.

¿Será la batería cuántica la respuesta correcta a los problemas que plantea la movilidad eléctrica? Aún queda mucho para conocer la respuesta.

Fuente: Motor

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí